Nota por Paloma Perez

Hola amigos de LatinoFitClub,

Le pedí a mi querida amiga Carmen que me permitiera compartir esta nota porque deseo hablar de un tema muy incómodo, de esos temas que a nadie le gusta hablar por pudor, por vergüenza, porque a nadie nos gusta escuchar cosas tristes. Yo lo padecí en cierto grado, y al ser honesta con mis amigas me enteré que muchas de ellas habían pasado por lo mismo que yo. Así es, es más común de lo que se imaginan.

Hoy voy a hablarles sobre los trastornos (o desórdenes) alimenticios. Más de una vez hemos he escuchado la frase “flaca anoréxica” pero, ¿sabemos en realidad lo que es la Anorexia?

TRASTORNO-ALIMENTARIO

Los trastornos alimenticios se clasifican en tres: Anorexia Nerviosa, Bulimia Nerviosa y el comer compulsivamente, de no ser tratados a tiempo pueden tener consecuencias muy serias e incluso mortales.

En la mayoría de los casos, las personas (¡mujeres y hombres!) desarrollan algún tipo de trastorno alimenticio debido a su extrema preocupación por verse bien o ser delgados. Otras veces estos trastornos se desarrollan por causas ajenas como depresión, ansiedad, problemas emocionales o estrés, solo que en esta situación la “comida” es el medio de escape, justo como son las drogas, el alcohol o el sexo para otras personas.

Los trastornos alimenticios se clasifican en tres:

  • Anorexia Nerviosa*: las personas con Anorexia son por lo general demasiado delgadas para su estatura y edad. Podemos distinguirlas (o) por hacer comentarios de estar “gordísimos” a pesar de ser muy delgados, niegan tener hambre y presentan detalles como acomodar la comida en el plato y masticarla muy lentamente. Hacen muchísimo ejercicio con el pretexto de “necesitar quemar las calorías”

Consecuencias de salud: al negarle a nuestro cuerpo los nutrientes que necesita para funcionar, éste comienza a fallar (piensa en un carro que necesita gasolina para andar). Las repercusiones incluyen presión baja, huesos frágiles, pérdida de músculo, deshidratación, fatiga, piel seca y caída de cabello.

  • Bulimia Nerviosa*: éste desorden es más común que la anorexia, posiblemente porque los que lo padecen no restringen sus alimentos totalmente. Se caracteriza por periodos de “binge eating” ósea, de comer descontroladamente o comer alimentos “malos” en porciones normales y después deshacerse de esas calorías ya sea vomitando (casi siempre a escondidas), usando laxantes, diuréticos, ayunando o pasando muchas horas ejercitándose. Por lo general estas personas tienen un peso y apariencia saludable.

Consecuencias de salud: problemas en el sistema digestivo, caries dentales, úlceras y pancreatitis.

*La razón por la que se le agrega la palabra nerviosa es porque éstos desordenes son muy complejos y se requiere un equipo de nutriólogos, psicólogos,  doctores y demás profesionistas para tratarlos.

  •  El comer Compulsivamente (Binge Eating): Comer sin parar o sin control. No existe la purga después pero si sentimientos de culpa y depresión, a veces alguna dieta extrema. Las personas que lo padecen tienen un peso normal, sobrepeso u obesidad.

Consecuencias de salud: el comer compulsivamente esta asociado con la obesidad. Por ésta razón, los estragos son enfermedades que se derivan de no tener un peso saludable como Diabetes, presión arterial alta, colesterol alto y problemas del corazón.

anorexia

Yo experimenté un poco de bulimia cuando era adolescente al igual que varias de mis amigas. ¿Qué les puedo decir? La verdad es que duele mucho. Duele el querer ser “perfecta”, duele el no poder tener control de ti misma, duele ocultarlo ante tus familiares y amigos, y duele causarle tanto daño a tu cuerpo.

¿Saben esa frase muy sonado “eres lo que comes”? pues es muy cierto en todos los sentidos. La manera en que nos alimentamos puede proyectar muchísimo nuestro estado emocional. ¿Comes cuando estás aburrido, triste o solo(a)?

Muchas familias, al emigrar a Estados Unidos, no se dan cuenta que la cultura idealiza las figuras delgadas (muy lejanas al cuerpo de la mujer latina en general) siendo éste un gran factor de trastornos alimenticios en niñas, adolescentes y mujeres de todas las edades (y cada vez más hombres).

trastorno1

Los invito a crear un poco de conciencia y hablar de estos temas con sus hijas(o), con amigos y familiares. Los trastornos alimenticios afectan nuestra autoestima y necesitan ser tratados a tiempo. Tal vez no eres tú, pero es probable que alguien que conoces padezca uno de estos tres desordenes. Pon atención a los síntomas y actitud de alguien que puede padecerlo y demuéstrales tu apoyo y sensibilidad.

Es nuestra responsabilidad el fomentar una generación de personas saludables que estén contentas con su cuerpo. Tenemos que crear una imagen positiva de nosotros mismos. Cuidemos nuestro cuerpo, comamos balanceadamente, hagamos ejercicio y enseñemos todo esto a nuestros niños y niñas. La salud y educación son el legado más grande que podemos dejar a las futuras generaciones, y además, ¡es gratis!

 

Informational Source: www.nationaleatingdisorders.org

 

 

 

 

SHARE

Leave a Reply

Your email address will not be published.